Historia

 

 

El 1 de enero del año 2011 nace en la ciudad de Chicago, Illinois el Ministerio Espíritu Santo y Fuego a las Naciones.

Comienza con un grupo pequeño de personas que se reunían deseando un cambio y poder experimentar la libertad del Espíritu Santo en sus vidas. El Espíritu Santo iba añadiendo poco a poco más personas y las reuniones fueron creciendo en número. Comenzó entonces la necesidad de no solamente hacer una reunión semanal, sino dos veces por semana los martes y domingos.

 Al comenzar a reunirse los días domingos, nació la necesidad de darle ya un nombre al movimiento que Dios estaba comenzando. Fue entonces cuando el Espíritu Santo dió el nombre de: "Ministerio Espíritu Santo y Fuego a las Naciones".

Se destinaron los días martes para equipar a los santos para que conocieran la Palabra de Dios, con una escuela ministerial llamada: "Escuela del Ministerio Quíntuple".

 

Las reuniones se comenzaron en la sala de una casa, después en una cancha de basketball, luego en un salón de eventos, un hotel y actualmente en una iglesia .

 

El Espíritu Santo fue definiendo la visión del ministerio.

El Señor abrió las puertas de la radio y se comenzó un programa de radio de lunes a viernes con el nombre de: "Radio Fuego".

Posteriormente el Señor da la instrucción de comenzar un ministerio para mujeres llamado: "Mujeres de Gloria" con reuniones mensuales en la ciudad de Chicago.

 

El Espíritu Santo iba cada día más edificando el fundamento del ministerio, dando una llave poderosa y un llamado específico: restaurar la adoración en espíritu y en verdad. Fue por ello que en cada reunión se comenzó a profundizar en la adoración, haciendo de este tiempo la parte más importante de cada servicio. No existían límites de tiempo ni restricciones al Espíritu Santo, entendiendo siempre que el Espíritu Santo era el Pastor General de Ministerio Espíritu Santo y Fuego a las Naciones. La adoración fue una llave poderosa para el ministerio y le permitió entrar en intimidad y conectarse al corazón del Padre. Conociendo cada día más a Dios.

 

El Espíritu Santo llevó al ministerio a realizar horas y horas de adoración. Mientras se adoraba al Señor las personas eran sanadas y transformadas, se enamoraban más de Dios. Se comenzó también a realizar actividades de evangelismo en las calles, orando por las personas para que recibieran sanidades y milagros de Dios. Muchas personas recibían a Jesús como su Señor.

Cuando ya el Señor había afirmado el ministerio en la adoración, da la visión de iniciar un movimiento masivo de adoración llamado: "Adoración Continua". Un movimiento de adoración que convoca a los adoradores a subir al monte y presentar una adoración excelente en espíritu y en verdad al Señor.

El Señor ha sido maravilloso y ha sido una aventura seguirlo. Seguimos adelante tomados de su mano, ¡vamos por más! , no conformándonos con lo que hemos alcanzado en su nombre, sino anhelando más de Él y establecer su Reino con poder, sabiduría y amor en las naciones de la tierra. 

© 2015 Ministerio Espíritu Santo y Fuego a las Naciones